Información importante sobre cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continuas navegando, consideramos que aceptas su uso. OK | Más información

900 11 21 21

L-J 9:00 - 19:00
V 9:00 - 15:00

Los materiales de construcción españoles se hacen fuertes en Europa

La industria azulejera nacional es la segunda exportadora mundial

Noticia del sector

Los varapalos de la crisis económica y la escasez de clientes interiores ha llevado a muchas empresas de materiales de construcción a apostar por un mercado exterior. En un reciente reportaje de Cinco Días, Luis Rodulfo, vicepresidente ejecutivo de la Confederación Española de Asociaciones de Fabricantes de Productos de Construcción (Cepco), afirmaba que para muchas compañías fue una travesía en el desierto “llena de esfuerzos, donde los fabricantes, muy castigados por la crisis, tuvieron que realizar una labor a puerta fría”.

Para muchas pymes podía ser la última oportunidad y “en ella volcaron los últimos recursos económicos que les quedaban para exportar, crear fábricas in situ en algunos países de Latinoamérica que ofrecían muy buenos beneficios fiscales”. Las dificultades, además, se acentúan cuando “los resultados positivos tardan en llegar una media de cuatro o cinco años”, explica Rodulfo.

Los resultados del esfuerzo ya se recogen. Hoy exportamos azulejos y cerámica, estructuras metálicas, material eléctrico, productos químicos como tuberías de plástico o materiales de aislamiento, piedra natural selecta, granito, mármoles y pizarra.

Los fabricantes de productos de construcción vendieron al exterior materiales por valor de 21.739 millones de euros en 2016, un 1,77% más que en 2015, y un 8,1% más que en 2014, según Cepco. Estas cifras representan el 8,54% de toda la exportación española. Además, en “los últimos años, los crecimientos han sido de dos dígitos, entre el 10% y el 12%, marcando récords históricos”, precisa Rodulfo, que añade que “el saldo neto comercial es positivo en todos los subsectores”.

Las cifras se mejoran este año. En los primeros siete meses del año, la exportación de materiales fue de 14.300 millones, un 10,7% más que en 2016, y un 11,6% más que en 2015. La mayoría de las ventas se realizan a países de la Unión Europea (UE), pero también se han hecho hueco en Latinoamérica, primero en Panamá, después en Ecuador y Perú y ahora Colombia está resultando un mercado muy maduro, mientras el norte de África es un mercado natural, pero la inestabilidad política frena una mayor penetración.

España, el rey de los azulejos

Entre los materiales que se venden en el exterior hay un producto español estrella. España es el primer productor europeo y el segundo exportador mundial en volumen y vende en 190 países, siendo Francia, Estados Unidos y Reino Unido sus principales mercados. Las ventas se han resentido en los países del golfo Pérsico, Arabia Saudí y norte de África. Sus ventas exteriores crecieron un 4,8% en 2016, alcanzando los 2.570 millones de euros.

El otro buque insignia de la industria, la piedra natural, también dedica el 80% de su producción a la exportación, unos 1.057 millones de euros en 2016. Cabe destacar el volumen de exportación de materiales de electricidad e iluminación, y de tubos, grifería, válvulas y equipos de fontanería.

Entre las perspectivas futuras, Rodulfo señala que “el objetivo es que las exportaciones alcancen los 25.000 millones”, y no teme que la incipiente recuperación española vaya a ir en detrimento de la internacionalización, “las empresas han hecho un gran esfuerzo”, sentencia.

Además, “tenemos una ventaja. España es el país de la UE que cuenta con un mayor número de certificaciones voluntarias de calidad de productos — como Aenor y otros—, que ayuda a exportar, y la normativa medioambiental europea es muy exigente, por lo que los productos españoles son de calidad y sostenibles”. 

Suscríbete gratis a nuestro boletín semanal de noticias.

=

He leído y acepto la cláusula de protección de datos del Boletín

Para no volver a recibir el boletín puedes darte de baja AQUÍ